¿POR QUÉ NO DEBERÍAMOS COMERNOS LAS UÑAS?

A diferencia de lo que mucha gente puede pensar, morderse las uñas no es sólo una cuestión de nerviosismo. Este mal hábito también puede deberse a un trastorno psicológico y, a menudo indica un trauma infantil.

La acción de morderse las uñas, tiene muy graves consecuencias, no sólo desde el punto de vista estético, sino también para la salud. Las uñas son portadores de virus y bacterias que pueden causar enfermedades poniendo sus manos en la boca, además del hecho de que el morder puede dañar permanentemente las uñas, los dientes e incluso sus encías.

Sin embargo, no te preocupes! Con un “poco de astucia, de buena voluntad y con unos trucos que proponemos en este artículo tendrás nuevamente uñas hermosas y saludables.

¿Por qué me como mis uñas?

El hábito de morderse las uñas, simplemente puede empezar poniéndose los dedos en la boca, esto se hizo común entre los niños. Aunque no se considera una enfermedad exactamente, esta patología psicológica requiere ayuda especializada cuando no se es capaz de manejar la situación.

Las causas pueden deberse a:

Exterior: ansiedad o nerviosismo, causada por los problemas cotidianos tales como problemas de relación, exámenes, problemas económicos o de trabajo. La persona puede ser capaz de controlar todo.
Interior: Alteración del sistema nervioso o desequilibrio emocional causado por un trauma familiar, abuso, celos, humillación, problemas de autoestima, necesidad de auto-castigo. En este caso, este hábito tiene una duración de varios años o la persona que llega a morderse las uñas de una manera tal como para ser considerado autoagresión.

Puedes pensar que comerse las uñas no es tan malo, volverán a crecer, pero ¡cuidado! El morderse las uñas puede tener consecuencias que ni siquiera puedes imaginar.

Morderse las uñas: daños permanentes

Las manos reflejan la salud y la seguridad de una persona: las manos preparadas y limpias dejan una buena impresión en cualquier lugar.

¿POR QUÉ NO DEBERÍAMOS COMERNOS LAS UÑAS?

Salud y belleza

Las uñas son el hogar de los gérmenes más dispares, que, en contacto con la saliva, viajan a través del tracto digestivo y pueden causar enfermedades.

Consecuencias emocionales

Ansiedad por la apariencia de sus manos
Baja autoestima
Falta de autocontrol

Consecuencias sociales

La persona puede sentirse observada
Daños en las relaciones personales
Problemas de trabajo: negativa a las entrevistas de trabajo

Ahora presentamos unos trucos sencillos para dejar de comerte las uñas.

Autoconocimiento y Liberación

En primer lugar debe identificar las situaciones que generan el morderse las uñas, así como el tacto, el tacto, el tacto, el frotar ni raspar las uñas, todas las acciones que conducen a continuación, para ponerlos en la boca.

El segundo paso es identificar los momentos que están pasando por este hábito, por ejemplo, exámenes, antes de tomar determinadas decisiones, etc.

¿POR QUÉ NO DEBERÍAMOS COMERNOS LAS UÑAS?El tercer y último paso es elegir actividades que eviten este proceso estresante y mantener las manos ocupadas: deben ser actividades que disfrutes, como deportes, bailar, tocar un instrumento, escribir. De esta manera, se canalizará tu ansiedad y no dañará tus uñas.

Goma de mascar sin azúcar

Una buena idea es masticar goma de mascar o pastillas de menta cada vez que sientas el deseo incontrolable de comerte que las uñas. Tendrá un triple beneficio: Tendrás tu boca ocupada, podrás tener un aliento fresco y evitará la aparición de las arrugas gracias a los movimientos de los músculos de la mandíbula.

Aloe vera

La planta de aloe vera o sábila tiene muchas buenas propiedades para la salud, pero tiene un sabor muy desagradable. Pelada con un cuchillo afilado una hoja de aloe vera y cortar en cuadrados. Ponerlos en la nevera cada mañana y frotar una pequeña plaza en las uñas. Le garantizamos que después de probar el sabor de la primera vez, va a mantener las uñas bien lejos de la boca.

Uñas artificiales

Cubre tus uñas con otras falsas. Si, además, te has gastado mucho dinero para la manicura evitarás comértelas.

Parches para uñas

Cubre tus uñas con parches mantenlos todos los días, te los puedes reemplazar cada vez que se mojen. La idea es llevarlos después de un tiempo y ver el aspecto que tiene cuando crezcan sanas. Repitelo tantas veces como sea necesario.

Celebre su éxito

Exalta tus uñas! Las felicitaciones de tus amigos y tus hijos te animará a seguir para mantener las uñas sanas y cuidada.

1 Voto2 Votos3 Votos4 Votos5 Votos (2 votos, Valoración media: 5,00 sobre 5)
Cargando…
Apasionado del periodismo deportivo, saludable y ambiental. Me gustan los animales, el fitness, la nutrición deportiva sana, la música y conocer otras culturas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here