¿Tienen las Constelaciones Familiares una explicación científica?

Esta pregunta ha rondado mi mente desde que descubrí, hace ya muchos años, las Constelaciones Familiares. Me encanta la ciencia, y creo firmemente que en la medida en la que las herramientas de investigación científica se vayan desarrollando, muchos preceptos elaborados desde hace siglos por algunas corrientes de pensamiento orientales se irán confirmando. No creo que ciencia y espiritualidad estén enfrentadas, y por ello mi infinita curiosidad y mis constantes ganas de aprender me llevan a seguir estudiando constantemente estos temas.

Rupert Sheldrake y las Constelaciones Familiares

Hoy os voy a hablar de Rupert Sheldrake y de una teoría que podría explicar cómo funcionan las Constelaciones Familiares a nivel científico. Explicando cómo se generan los vínculos de fidelidad ciega entre una persona y sus ancestros, incluso cuando esta persona desconoce la existencia de dichos ancestros y de cuál fue su destino. ¿Cómo es posible que repitamos el destino de alguien a quien ni siquiera conocimos? Veamos la teoría de Rupert Sheldrake.

Rupert Sheldrake es un biólogo que ha dedicado su vida a la investigación científica. Una de sus labores ha sido desarrollar la teoría de los “campo mórficos”. Según esta teoría, todo lo que existe está rodeado por uno de estos campos, de donde se extrae la información para constituirse en algo determinado. A continuación veremos esta idea con mayor claridad:

El origen de la vida: la creación de la forma

constelaciones-familiares-alicante

Según Rupert Sheldrake, y con respecto al desarrollo de las distintas formas de vida, existen todavía muchas cosas que no se pueden explicar únicamente mediante la genética. Cuando un óvulo fecundado comienza a desarrollarse, contiene una estructura mínima en la cual no se pueden encontrar todavía los órganos que más tarde desarrollará ese animal. A partir de este óvulo se crearán formas nuevas que no existían previamente, a esto se le llama “epigénesis”. No existe en la actualidad un explicación científicamente probada que pueda demostrar que la forma que más tarde tomará este óvulo, (es decir, la del animal al que pertenece: perro, gato, humano), esté determinada genéticamene.

Para Sheldrake, los genes producen las proteínas a partir de las cuales serán creados lo materiales que conformarán al nuevo ser, pero no la forma en la que estos materiales serán distribuidos. Explican cómo llega el material correcto, a la célula correspondiente, en el momento adecuado, pero no resuelve el problema de la forma. Para dar explicación a esto surge en 1920 la teoría de los campos mórficos, olvidada por los científicos hasta la llegada de Rupert Sheldrake.

Qué son los campos mórficos

Existe una jerarquía de campos. Biológicamente tendríamos el campo del organismo íntegro, de donde el ser en desarrollo obtendría la información para llegar a ser un tipo de constelaciones-familiares-noveldaanimal y no otro. Hay otros campos para cada órgano, para cada célula. Son estructuras dentro de estructuras. Sheldrake afirma que la composición genética de un brazo o una pierna son idénticas, ¿Cómo sabe entonces el cuerpo dónde desarrollar correctamente cada miembro del cuerpo? Cada miembro en sí mismo posee su propio campo morfogenético, qué le dirá cuál debe ser su forma tendiendo a las formas más similares de los miembros más cercanos de su familia.

En una visión holística de la naturaleza, estas estructuras podrían llegar a incluir sistemas culturales, especies, sociedades. Esta teoría de campos es muy similar a la teoría de los sistemas que propone Bert Hellinguer, y ya ha sido aceptada en el ámbito de las Constelaciones Familiares. Sheldrake nos explica que el último individuo en venir a la vida, tomaría de este campo mórfico la información necesaria para adquirir su forma vital correspondiente. Su principal influencia la ejercen los miembros anteriores a él más cercanos de su familia, después, todos sus ancestros anteriores.  También de los miembros de su cultura, de su misma etnia humana, y así ampliaríamos a toda la especie humana. Éstos, son los mismos órdenes que podemos observar funcionando en las fidelidades que marcan los destinos en las Constelaciones Familiares.

Esta teoría también podría explicar cómo es posible que una persona, desde la distancia y sin conocer a otra persona, pueda actuar como su representante y conectar con sus emociones reales, permitiéndonos descubrir los patrones subyacentes que existen en ese sistema familiar. Pero es muy extensa la información sobre este tema, por lo que os continuaré hablando de esto en el próximo artículo.

1 Voto2 Votos3 Votos4 Votos5 Votos (4 votos, Valoración media: 5,00 sobre 5)
Cargando…
Bailarina y profesora de Danza del Vientre en Alicante. Facilitadora de herramientas de autodescubrimiento y transformación personal: Reajuste Vital, Constelaciones Familiares y Sanación Chamánica. Mi deseo es ofrecer a otras personas aquello que a mí me ha ayudado a transformar mi vida. Creo que tod@s deseamos un mundo mejor, y para ello necesitamos trascender nuestra propia revolución interior. Mi granito de arena ha sido crear La Revolución de Loto, con el deseo de poder acompañar a quien lo desee en el maravilloso proceso del autodescubrimiento y la realización personal.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here