masaje

¿Es un masaje un lujo? Es probable que así sea considerado por muchos, pero sin lugar a dudas tengo que decirte que no lo es tanto.

foto1El órgano sensorial más extenso en centímetros cuadrados que el ser humano dispone es la piel, (cerca de 200), y bajo ella tejidos, músculos, tendones, venas, huesos, y los órganos vitales internos, cumpliendo su función.

Desde nuestros inicios corpóreos, en el vientre de la madre, la piel está continuamente recibiendo estímulos placenteros, que produce el entorno líquido y cálido con el movimiento.

Al nacer perdemos mucho, y en ocasiones todo. Pasamos al reino seco y textil. Si, ahora voy al tema lujo.

Esto es lo que deduzco: Si durante cuarenta semanas, las más importantes de formación y conversión en criatura humana, gozamos de estos bienestares, al “cortar en seco”, qué tipo de trauma o mensaje recibe el organismo.

Un masaje relajante y sensitivo, nos transporta al paraíso. Además de  ofrecer al cuerpo la posibilidad de encontrar recursos internos para sanar.

Dime, que haces cuando te golpeas o te caes, la reacción espontanea es masajear la zona afectada. Cuando nos abrimos, y eliminamos las barreras, para recibir un masaje, nos rendimos al equilibrio, la paz, y el cuerpo, que es muy agradecido, de inmediato recupera la sintonía de vida.

Todos los mecanismos autoinmunes rescatan los recuerdos intrauterinos, haciendo que sea posible, (no solamente durante la sesión), reconectar con el estado óptimo y saludable.

descanso

 

Ámate y déjate querer.

1 Voto2 Votos3 Votos4 Votos5 Votos (2 votos, Valoración media: 5,00 sobre 5)
Cargando…
Contribuimos desde el compromiso ético a que la sociedad alcance un estilo de vida equilibrado y consciente. Apoyar el desarrollo sostenible y proyectos socialmente responsables, teniendo presente: Cuerpo, mente y entorno.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here