Yoga Moderno, tal vez Noética.

No es casualidad que hace 50 años, muchos nos introdujeramos en este espacio cultural donde se fusionan Oriente y Occidente de la mano de Ramacharaka, especialmente por su libro “14 lecciones de filosofía yogui y ocultismo oriental”. En aquel tiempo, no había muchos autores entre los que escoger: Alan Wats, Herman Hesse, Rabindranath Tagore, Khalil Gibran, Vivekananda y Ramacharaka, siendo éste último el más didáctico entre ellos. El mismo Antonio Blay nos relataba, en una velada, que se hallaba muy lejos de estos temas, en su vida, cuando un día, entró en una librería y su vista fue directa a posarse en este libro. En él Ramacharaka nos introducía a la meditación mediante las frases: “Yo no soy mi cuerpo físico. Yo no soy mis emociones. Yo no soy mis pensamientos. Yo soy Conciencia. Una pequeña parte de la gran y única Conciencia”.

Te recomendamos leer: Como elegir la esterilla de yoga correcta

Vicente Merlo, en uno de sus libros sobre Sri Aurobindo distingue entre el Yoga Clásico, entre cuyos referentes cita a Patanjali y a Ramana Maharshi. Sería el Yoga que nos conduce a la experiencia de Sat Chit Ananda. Y el Yoga Moderno, cuyo principal representante sería Sri Aurobindo, pero también Satiananda, Alice Ann Bailey, Antonio Blay, Vicente Beltrán Anglada y otros. Entiendo que este Yoga ya no se conforma con alcanzar dicho estado de iluminación, sino que trae dicha energía a los vehículos de la personalidad, convirtiéndolos en instrumentos del Alma. En dicho sentido, en réplica a la afirmación de Ramacharaka, mi propuesta es: “Yo soy Conciencia. Y como tal incorporo en mi todas mis ideas y pensamientos. Acojo todas y cada una de mis emociones y sentimientos. Lleno de energía y felicidad a mi cuerpo físico. Y los convierto en fieles reflejos de las energías del Alma, las cuales emanan del Ser Uno, como Luz, Amor y Poder”.

Mira este post: 5 Razones para practicar yoga

Pero tal y como decía Thérèse Brosse, en su libro “Conciencia y Energía”: “El occidental no debe limitarse a copiar al oriental, sino que debe construir su propio Yoga”. En dicho sentido, yo entiendo que el Yoga Moderno, para el occidental ha de incorporar las aportaciones de los genios de nuestra cultura, tales como Carl Gustav Jung, Fritz Perls, Ken Wilber, Stanislav Groff y otros. 

Hay una diferencia notable entre el oriental que se ha educado en un paradigma holístico y que para él hay conceptos que no necesitan ser definidos, porque le son tan naturales como el respirar. Por ejemplo “las líneas de fuerza” o la “autorregulación organísmica”. Sin embargo, los occidentales necesitamos comprender con la mente antes de llevar a la práctica, por eso hasta que Moshe Feldenkrais no traslada al estudio del cuerpo humano, el concepto de línea de fuerza que toma de la arquitectura, no nos enteramos de su existencia. Y lo mismo nos pasa con la “autorregulación organísmica” definida por Fritz Perls.

Tal y como yo lo veo, la Psicología de la Autorrealización de Antonio Blay constituye una base excelente sobre la que construir el Yoga de Occidente, para el que Thérèse Brosse proponía el nombre de Noética, Ciencia de la Conciencia, en griego. Y lo veo así, porque aborda las distintas dimensiones a tener en cuenta en el desarrollo de la Psique, pues no es posible dedicarse únicamente al supraconsciente, sin tomar en cuenta al subconsciente, sin caer en lo que C.G.Jung llama “el efecto enantiodrómico”. (De enantiodromia: correr hacia atrás, en griego).

Sanar tu mente sana tu cuerpo

En 2019 crea “Meditación y Tango”, en principio con el único propósito de ensayar con su pareja, pero en 2020, ante la evidente necesidad de aportar a la sociedad un apoyo desde la mente sintética decide ofertar aquellas técnicas que a él le ayudaron a lo largo de su vida y con las que cree que las personas pueden aportar soluciones desde una mente sintética.

Curriculum académico de Rafael García Perelló

Seminario sobre Glándula Pineal de Francisco Martínez Soriano.

Cursos de Filosofía Esotérica en la Escuela Arcana.

Cursos de Psicología de la Autorrealización con Antonio Blay Fontcuberta.

Feldenkrais y Renacimiento de Vicky Lefelman.

Tai Chi Chuan y Yoga Taoista de Wang Zhuo Feng.

Gestalterapia en en Centro de Psicología Humanista.

Kinomichi con Vicente Ribes.

Biografía de Rafael García Perelló

Rafael García Perelló, nació en 1955, en Valencia, por cesárea, lo que sin él saberlo, iba a condicionar su vida, hasta que a la edad de 40 años leyendo a Stanislav Grof, descubriera por qué. Al ver retrospectivamente, percibe como su vida ha estado marcada por libros, personas y el rechazo del sistema de la educación formal, sobretodo y de forma consciente a partir de su etapa universitaria.

De su paso por la Facultad de Medicina (Universidad de Valencia), entre 1972 y 1977 sólo destacaría el haber asistido a la conferencia de Ramón García, que le llevaría a colaborar como voluntario en el movimiento antipsiquiátrico que liberó del hospital y reintegró en la sociedad a buena parte de los enfermos crónicos que habían pasado allí encerrados muchos años, víctimas de intereses mezquinos y de una concepción inhumana de la asistencia sanitaria. También el haber podido asistir al Seminario sobre Glándula Pineal de Francisco Martínez Soriano y el haber iniciado la tesina sobre «Historia del Hospital d’Inocents, folls y orats», con José María López Piñero.

Por esa época se inicia en la meditación con Manuel Palomar, sigue cursos de Filosofía Esotérica en la Escuela Arcana, participa en los cursos de Psicología de la Autorrealización con Antonio Blay Fontcuberta y asiste a algunas conferencias de Vicente Beltrán Anglada.

Allá por el año 1979 funda el Centro de Yoga Ashrama, donde aprendería Feldenkrais y Renacimiento de Vicky Lefelman y Tai Chi Chuan y Yoga Taoista de Wang Zhuo Feng,  . Inicia su formación en Gestalterapia en en Centro de Psicología Humanista, asistiendo a los talleres que impartía Carmen Vazquez Bandín, durante un curso lectivo y luego continua su formación durante 3 años con Elvira Pérez Aparicio, de quién recibiría terapia personal y supervisión como gestalterapéuta.

Su paso por la política le llevó a ser portavoz de Els Verds del País Valencia, a ser cabeza de lista en unas elecciones generales y a realizar funciones de asesor en el Grup Municipal d’Esquerra Unida Els Verds, en el Ayuntamiento de Valencia.

Durante ocho años practicó kinomichi con Vicente Ribes, llegando a recibir la hakama de manos del Maestro Noro Masamichi. Y posteriormente fundó la Asociación Yogadanza con Rochelle Núñez Young, de quien durante cuatro años recibió clases de Danza Oriental.

Conocer a Sofia Machta Sabbagh con quien aprendería a utilizar la música como inductora de estados de conciencia., lo que le llevaría a crear Vital Tango.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí