Fox eyes: Qué es, Cuánto dura, Beneficios y Precio

mirada de hermosa mujer

Table of Contents

Una de las tendencias más populares y marcadas dentro del mundo de la belleza son los “fox eyes” también conocido como “ojos de zorro”. Famosas como Kendall Jenner o Megan Fox son reconocidas referentes de este tipo de mirada. Si no sabes bien de que se trata no te preocupes, en este artículo, te contaremos en profundidad que es el fox eyes, que efecto da, como se logra, cuanto sale, qué beneficios aporta y qué consideraciones debes tener si estás buscando conseguir este look.

¿Qué es un fox eyes?

médico elevando el párpado de paciente mujer

Un fox eyes, u “ojos de zorro” en español, es una tendencia estética que busca elevar la mirada y alargar la forma del ojo, creando un efecto similar al de los ojos del animal que le da el nombre. Se caracteriza por una ceja con un arco elevado en su parte externa y un párpado superior levantado en la zona del rabillo del ojo, creando una mirada más despierta, atractiva y con un toque de astucia.

¿Qué efecto da el fox eyes?

El efecto fox eyes busca transformar la mirada de una persona, aportándole un aspecto mucho más intenso, como si la mirada en sí estuviera hablando. Se puede decir que los efectos del fox eyes son: 

  • Elevación de la mirada: El levantamiento de la ceja y la apertura del párpado superior en la zona del rabillo del ojo crean una mirada despejada y despierta.
  • Alargamiento de la forma del ojo: La combinación del delineado y la elevación de la ceja crean un efecto de ojo más alargado y almendrado, lo que resulta muy favorecedor.
  • Rejuvenecimiento: Al elevar la ceja y el párpado superior, se reduce la apariencia de las ojeras y las líneas de expresión del contorno de los ojos, creando un efecto rejuvenecedor.
  • Mirada más atractiva: El conjunto de los efectos anteriores se traduce en una mirada más intensa, seductora y atractiva.
  • Toque de astucia: La forma alargada y la elevación de la mirada aportan un toque de astucia y picardía a la mirada.

¿Cómo se hace la cirugía de fox eyes?

La cirugía de fox eyes combina dos técnicas principales para lograr el efecto deseado: la elevación de la ceja y la cantoplastia lateral. El procedimiento comienza con la elevación de la ceja, donde se realiza una incisión en la piel del párpado superior, justo por encima del pliegue natural del ojo. A continuación, la piel se separa del músculo, se eleva la ceja a la posición deseada y se sutura en su lugar. 

Te puede interesar:  Lipofilling: Qué es, Precio y Cuánto dura

La segunda técnica es la cantoplastia lateral, que implica una pequeña incisión en la piel del canto externo del ojo. A través de esta incisión, se accede a los tendones que sostienen el párpado inferior. Estos tendones se acortan y se reubican para elevar la esquina externa del ojo, logrando así el característico efecto de ojos alargados y levantados. 

Cualquiera de los procedimientos se realizan bajo anestesia local con sedación y tienen una duración aproximada de dos a tres horas. Una vez finalizada la cirugía, los pacientes pueden recibir el alta hospitalaria el mismo día, permitiéndoles recuperarse en la comodidad de su hogar. Sin embargo, es importante tener en cuenta que, como cualquier intervención quirúrgica, la cirugía plástica reconstructiva de fox eyes conlleva ciertos riesgos y efectos secundarios.

Algunas personas para conseguir este efecto recurren al bótox o los hilos tensores. Estas opciones son mucho menos invasivas, más baratas, sus efectos no son tan definitivos y los procedimientos poseen considerablemente menor cantidad de riesgos o posibles efectos secundarios.

¿Cuánto cuesta la cirugía de fox eyes?

mujer con mirada seductora

La realidad es que no podemos darte un precio fijo y específico, ya que el precio total se verá modificado por factores como:

  • Honorarios del cirujano: La experiencia, la reputación y la ubicación del cirujano influirán significativamente en el precio, por ejemplo, si se trata de un cirujano plástico en Medellín claramente el precio será elevado.
  • Clínica: Los costos de la clínica estética en Madrid, el equipo y los materiales utilizados también afectan el precio final. 
  • Técnica: La complejidad de la técnica empleada (solo elevación de cejas o cantoplastia lateral combinada) modificará el precio.

En general, el precio de la cirugía de fox eyes ronda entre los 2.500 € y 5.000 €.

Si, por otro lado, decides inyectarte bótox o colocarte hilos tensores, el precio baja considerablemente y cada procedimiento puede rondar entre los 200 € y los 800 €.

¿Cuánto dura el efecto de fox eyes?

La duración del efecto fox eyes varía según el procedimiento que elijas para lograrlo. En el caso de los hilos tensores, los resultados suelen durar entre 12 y 18 meses. Estos hilos se reabsorben con el tiempo, aunque el colágeno inducido por su colocación puede prolongar el efecto hasta cinco meses adicionales. 

Por otro lado, la cirugía ofrece un efecto que es esencialmente permanente, aunque claro está que el envejecimiento natural de la piel puede eventualmente provocar una ligera caída de la mirada. No obstante, no se necesita mantenimiento posterior a la cirugía, aunque sí se recomienda seguir una buena rutina de cuidado de la piel para prolongar los resultados. 

Te puede interesar:  Todo sobre Blanqueamiento Anal y Genital: Qué es y Cómo

La variación de los resultados también se verá influenciada por otros factores como la edad del paciente. Las personas más jóvenes suelen mantener los resultados por más tiempo que aquellas con piel más madura. Así como la edad influye, influye la genética al determinar la calidad de la piel. Una piel sana y elástica tiende a conservar los resultados durante más tiempo.

Por último están los cuidados postoperatorios. Seguir las instrucciones del cirujano para el cuidado posterior a la intervención es fundamental para una buena recuperación y para prolongar los efectos del procedimiento. Dentro de los cuidados incluimos los hábitos, una persona que fuma o se expone al sol sin protección, saboteará los resultados que durarán menos tiempo del esperado.  

Beneficios del fox eyes

La razón detrás de la creciente popularidad de los fox eyes es su interesante lista de beneficios, los cuales te comentamos a continuación:

  • Mirada más despierta y atractiva: Al levantar la ceja y abrir el párpado superior, se obtiene una apariencia despejada que aporta vitalidad y frescura a la mirada.
  • Ojos más almendrados: La combinación de la elevación de la ceja y el contorno del ojo resulta en unos ojos más alargados y almendrados, una característica ampliamente considerada atractiva.
  • Efecto rejuvenecedor: Al elevar la ceja y el párpado superior, se reduce la apariencia de ojeras y líneas de expresión alrededor de los ojos.
  • Mirada más seductora: Estos cambios combinados crean una mirada más intensa y seductora, aumentando el atractivo facial general.
  • Aumento de la autoestima: Mejorar la apariencia personal tiene un impacto positivo significativo en la autoestima y la confianza en uno mismo.
  • Mayor expresividad: Una mirada más abierta y despierta mejora la comunicación no verbal y la expresividad facial.
  • Sensación de juventud: El efecto rejuvenecedor del fox eyes contribuye a que las personas se sientan más jóvenes y llenas de vitalidad.
  • Versatilidad: Es un procedimiento adaptable a diferentes estilos y preferencias, desde un look más natural hasta uno más dramático, según los deseos de cada persona.
  • Durabilidad: Los resultados del fox eyes, ya sea mediante técnicas temporales o permanentes, suelen durar varios años.
  • Combinable con otros tratamientos: Es un procedimiento integrable con otros procedimientos estéticos faciales para lograr un resultado más completo y armonioso, mejorando la estética global del rostro.

Contraindicaciones del fox eyes 

La cirugía de fox eyes, aunque popular y efectiva, no es adecuada para todos. Existen varias contraindicaciones que deben tenerse en cuenta antes de optar por este procedimiento:

Te puede interesar:  Rejuvenecimiento de Manos: Tratamientos y Precios (Guía 2024)

Problemas de salud preexistentes

Personas con condiciones médicas graves, como enfermedades cardíacas, diabetes no controlada, hipertensión severa o trastornos de coagulación, pueden estar en riesgo durante la cirugía y en el periodo de recuperación.

Enfermedades oculares

Aquellos con afecciones oculares crónicas, como el glaucoma, infecciones recurrentes oculares, ojos secos severos o enfermedades de la retina, deben evitar este procedimiento, ya que puede agravar estos problemas.

Problemas de cicatrización

Personas con antecedentes de cicatrización queloide o cicatrices hipertróficas pueden no ser buenos candidatos, puesto que la cirugía podría dejar cicatrices visibles y prominentes

Trastornos de la piel

Pacientes con enfermedades de la piel, como dermatitis, psoriasis o eczema en la zona peri ocular, deben tratar y controlar estas condiciones antes de considerar la cirugía.

Alergias a la anestesia

Cualquier persona con historial de reacciones adversas a la anestesia local o sedación debe informar al cirujano, ya que esto requiere ajustes en el plan anestésico o la cancelación del procedimiento.

Expectativas poco realistas

Es crucial que como paciente tengas expectativas realistas sobre los posibles resultados del fox eyes. Antes de decidir realizarte la operación evalúa por qué te la quieres hacer, que tanto esperas que cambie tu rostro y si realmente lo que buscas es alcanzable.

Condiciones psicológicas

Personas con trastornos psicológicos como dismorfia corporal o que están buscando cambios físicos para resolver problemas emocionales pueden no beneficiarse de la cirugía y deben considerar el asesoramiento psicológico antes de proceder.

Embarazo y lactancia

Las mujeres embarazadas o en periodo de lactancia deben posponer la cirugía, ya que los cambios hormonales y el riesgo de complicaciones pueden afectar tanto al procedimiento como a la recuperación.

Conclusión 

En conclusión, el fox eyes se ha convertido en una tendencia popular por sus múltiples beneficios, desde una mirada más despierta y atractiva hasta un efecto rejuvenecedor y ese toque de astucia. Sin embargo, es importante recordar que este tratamiento no es para todos y que existen riesgos y consideraciones que deben ser evaluados por un profesional médico calificado. Si estás considerando el fox eyes, es fundamental que consultes con un cirujano plástico de confianza para obtener una evaluación personalizada, conocer las opciones disponibles y tomar una decisión informada.