Todo sobre Desparasitar Gatos: Cómo y Cuándo

niño pequeño tiene gatito blanco y negro en su hombro

Table of Contents

La salud de nuestras mascotas es una prioridad indiscutible, y cuando se trata de gatos, la desparasitación es una práctica esencial para garantizar su bienestar. En este artículo, hablaremos sobre el proceso de desparasitación de gatos, abordando no solo el “cómo” y “cuándo”, sino también destacando la importancia de este cuidado preventivo. Comprender los métodos adecuados y los momentos oportunos para desparasitar a nuestros felinos compañeros es clave para prevenir futuras enfermedades.

Tipos de parásitos en gatos o gatitos bebés 

Los parásitos en gatos se dividen en dos categorías principales: parásitos internos y parásitos externos.

Parásitos internos

Lombrices

Las lombrices son gusanos que generalmente viven en el intestino delgado, el colon o el estómago del gato. Los tipos más comunes de lombrices en gatos son:  

  • Ascárides: Son lombrices redondas y pueden causar diarrea, vómitos, pérdida de peso y anemia.
  • Tenia: Son las lombrices planas y pueden causar pérdida de peso, diarrea y vómitos.
  • Anquilostomas: Son lombrices gancho y pueden causar anemia, pérdida de peso y diarrea.

Protozoos

Los protozoos son organismos unicelulares que viven en el tracto digestivo, el hígado, los pulmones o el sistema nervioso del gato. Los tipos más comunes de protozoos en gatos son:

  • Giardia: Un parásito que puede causar diarrea, vómitos y pérdida de peso.
  • Toxoplasma gondii: Es el parásito que causa la toxoplasmosis.
  • Cryptosporidium: Este puede causar diarrea, vómitos y pérdida de peso.

Parásitos externos

Pulgas

Las pulgas son insectos pequeños que se alimentan de la sangre de los gatos, causan picazón, irritación y en casos desatendidos severos anemia.

Garrapatas

Las garrapatas son insectos más grandes que las pulgas, también se alimentan de la sangre de los gatos y a veces transmiten enfermedades, como la enfermedad de Lyme y la anaplasmosis.

Ácaros

Los ácaros son parásitos que suelen vivir en la piel, las orejas o los ojos del gato, causando picazón, irritación y a veces pérdida de pelo.

¿Cómo saber si un gato tiene parásitos? Síntomas internos y externos

Los síntomas de los parásitos en gatos variarán mucho en función del tipo de parásito y de la gravedad de la infestación. Dentro de la larga lista de posibles síntomas podemos encontrar:

  • Diarrea
  • Vómitos
  • Pérdida de peso
  • Anemia
  • Letargo
  • Irritabilidad
  • Abdomen hinchado
  • Picazón
  • Irritación
  • Pérdida de pelo
  • Hemorragias
  • Letargo
  • Irritabilidad
Te puede interesar:  Leishmaniasis en Perros: Qué es, Síntomas y Tratamiento

Si observas alguno de estos síntomas en tu gato, es importante que lo lleves al veterinario para que lo examine inmediatamente.

¿De qué formas puede contraer parásitos?

 mujer acariciando a un gato gris con blanco

La manera en la que un gato contraerá parásitos dependerá de la naturaleza del mismo. Es decir, aquellos parásitos que sean internos los podrá contraer de alguna de las siguientes maneras:

  • Ingestión de huevos o larvas de parásitos que están presentes en el suelo, el agua o la comida. Los gatos pueden contraerlos al lamerse las patas o el pelaje, o al comer animales infectados.
  • Ingestión de presas infectadas al comer animales como ratones, pájaros o conejos.
  • Las gatas pueden transmitir parásitos internos a sus gatitos a través de la placenta o la leche materna.

Por otro lado, para contraer parásitos externos deberían:

  • Estar en contacto con otros animales infectados, ya sea de pulgas, garrapatas o ácaros. Los gatos suelen acicalarse mucho entre ellos. 
  • Las pulgas y garrapatas pueden vivir en el suelo, las plantas o la ropa. Los gatos las contraen al caminar o jugar en zonas infestadas.

Formas para desparasitar a un gato

La desparasitación es el proceso de eliminar los parásitos de un animal. Es importante hacerlo regularmente para prevenir la propagación de enfermedades y mantener a los animales sanos. Para hacer una desparasitación interna se deben utilizar medicamentos desparasitantes. Estos se pueden administrar por vía oral, tópica o inyectable. Siendo los más comunes:

  • Praziquantel para tratar las tenias.
  • Felbatol para tratar las ascárides y los anquilostomas.
  • Milbemax para tratar las ascárides, los anquilostomas y las lombrices intestinales.

Los medicamentos desparasitantes externos se aplican en forma de collar, pipeta o spray. Pero, además, se deben adoptar prácticas de higiene y fumigación de ambiente. Es decir, aunque le coloques algún desparasitante externo a tu gato, si no eliminas las pulgas y las garrapatas de donde vive, no erradicarán nunca el problema por completo.

¿Cómo desparasitar internamente gatos en casa?

Hay un montón de opciones de desparasitantes de venta comercial disponibles. En la misma caja están las instrucciones que indican que cantidad administrar solamente guiándote con el peso del animal y su edad.

Estos desparasitantes vienen tanto para administrar de forma oral con jarabes o pastillas, como para administrar de forma tópica con pipetas o sprays. 

Te puede interesar:  ¿Cómo enseñar a un perro o cachorro a ir al baño?

De cualquier forma, deberías consultar con un veterinario primero, especialmente si tu gatito es bebé. Los gatos menores a un año son excepcionalmente susceptibles a los parásitos internos y a los desparasitantes. Lo ideal es tener la orientación de un profesional.

¿A los cuántos meses se desparasita un gato bebé?

Los gatitos deben desparasitarse por primera vez a las seis semanas de edad. A partir de entonces, deben desparasitarse una vez al mes hasta los seis meses de edad. 

Después, puede ser cada tres meses. Una vez se le haya administrado el desparasitante al gatito, vigilarlo durante las siguientes 24 horas para detectar posibles reacciones adversas.

¿Cada cuánto tiempo se desparasita un gato adulto?

Los gatos adultos deben desparasitar internamente contra lombrices y protozoos al menos cada tres meses, especialmente si tienen espacio para estar al aire libre. Si son gatos que cacen animales frecuentemente, lo ideal es desparasitarlos cada mes.

Además de todo esto, debes tener en cuenta la salud de tu felino. Si tu gato tiene problemas de salud como el VIH o el sida, posee un factor de riesgo superior, por lo que seguramente debas desparasitarlo también cada mes.

Cualquier duda sobre la frecuencia de desparasitación adecuada para tu gato, consulta con tu veterinario.

¿Se puede desparasitar a un gato de forma natural? Recomendaciones

Sí, existen algunos remedios naturales que pueden ayudar a desparasitar a los gatos. Sin embargo, es importante consultar con el veterinario antes de utilizar cualquier remedio natural, ya que algunos tienen potencial de ser tóxicos si la dosis no es la adecuada.

Algunos remedios naturales que se pueden utilizar para desparasitar a los mininos son:

Vinagre de manzana

Incorpora dos cucharadas soperas de vinagre de manzana al agua que consume tu gato. Este vinagre, al atravesar el sistema digestivo, actúa como un potente antiséptico que elimina la presencia de parásitos.

Aceite de coco

Administra directamente en la boca de tu gato el aceite de coco utilizando una cucharita o jeringa. Asegúrate de que lo ingieras antes de soltarlo. En caso de que a tu gato no le agrade el sabor o la textura del aceite de coco, puedes mezclarlo con su comida habitual.

Te puede interesar:  5 Necesidades de los Perros que no conocías 2024

Aceite esencial del árbol del té

Combina aproximadamente 20 gotas de aceite esencial de té con 100 mililitros de aceite base. Una vez que hayas preparado la mezcla, aplica de 5 a 10 gotas diarias en la zona afectada.

Limón

Para utilizar el limón, báñate con agua a la que previamente hayas añadido el jugo de dos limones, después, aclarar abundantemente con agua.

Levadura de cerveza

Agrega una cucharadita de levadura de cerveza a la comida húmeda de tu gato cada 3 días para protegerlo contra estos indeseados huéspedes.

Cuidados posteriores de desparasitar a un gato y reacciones

gato hermoso de cerca

Luego de haber administrado el desparasitante, vigila a tu gato muy bien. Debes controlar sus defecaciones, que haga pis normal, identificar alteraciones en su comportamiento o apetito. Además de limpiar el lugar donde haya estado tumbado o durmiendo. Esto ayudará a eliminar cualquier parásito muerto o larvas que puedan haberse desprendido del animal.

Lávate las manos con agua y jabón después de manipular al gato para prevenir la propagación a otros animales o personas. No deberías hacer ningún cambio en sus hábitos de alimentación y/o rutina para que no se generen alteraciones que se confundan como efectos adversos. Prueba con una dieta barf

Aunque, en la mayoría de los casos, la desparasitación es un proceso seguro y sin complicaciones, en algunas ocasiones, los gatos llegan a experimentar síntomas como:

  • Vómitos
  • Diarrea
  • Pérdida de apetito
  • Letargo
  • Dificultad para respirar
  • Hinchazón

Si notas alguno de estos síntomas, consulta con tu veterinario lo antes posible. También podrían sufrir de estrés en gatos, en este caso podrías probar el catnip para gatos

Conclusión

En conclusión, desparasitar a nuestros gatos es crucial para un cuidado responsable como dueños. Se deben seguir las pautas proporcionadas y estar conscientes de los signos de infestación. La prevención y la acción oportuna son fundamentales. Además, al incorporar la desparasitación como parte integral de la rutina de cuidado, contribuimos significativamente al bienestar y la felicidad de nuestros mininos, así como creamos una comunidad más segura para todos.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies